2.9.06

INSULTO ANÓNIMO

Recibí un comentario anónimo al artículo sobre el restaurant.

Decía "por PERRAS, PUTAS y BURGUESAS. Viva Chávez"
NO estaba firmado.




No soy ni perra, ni puta.
Burguesa puede ser, depende de la definición que el amigo o amiga anónimo le haya querido dar a la palabra.
No tengo la culpa de haber nacido donde nací y haber disfrutado la vida que he disfrutado.
En mi familia se ha trabajado, no sé en la tuya. Yo sigo trabajando todos los días para poder pagar mis gastos. No tengo para darme lujos y tampoco los necesito.
Jamás he vivido a costa de otras personas, nunca he robado nada a nadie, he ayudado a quien he podido y, sobre todo, cuando expreso algo lo hago con nombre, apellido y sin insultos.

ESCONDERSE PARA INSULTAR A OTRAS PERSONAS, ES UNA COBARDÍA ABSOLUTA y el cobarde es miedoso por naturaleza

Si quieres ver tu comentario publicado, escríbelo con otro lenguaje, explica por qué piensas lo que piensas y, sobre todo, fírmalo.

Lo que más me entristece de lo que está pasando en este país, es el odio que se ha encendido entre nosotros los venezolanos. Y eso no se arregla con insultos sino con trabajo en conjunto.
¿Idealista? A lo mejor.
Muchos de mis amigos me dicen que soy chavista de alma. Lo que ven en mí es simplemente que no tiendo a ir a los extremos. Ni al rojo, ni al verde/blanco/amarillo.
Te recomiendo dar un paseíto por el restaurante PUNTA GRILL, por solo nombrar uno, a ver a cuántos "revolucionarios" te encuentras comiendo opíparamente hoy sábado. Te sorprendería.

Tú... pues puedes pensar lo que quieras. Yo... creo que te hace falta un poco más de humor en la vida. El humor es síntoma de salud mental. Aprender a reírse de uno mismo y de las cosas que le pasan en la vida es ser sabio o sabia.

Qué estés muy bien . ¡Reflexiona!

PD: Los que quieran dejar comentarios de ahora en adelante, firmen. Respeto las críticas, pero no los insultos No publico más comentarios anónimos. Gracias.

Maria Dolores Torres

4 comentarios:

Karina dijo...

Tengo algunas cosas que decirte María Dolores...

Pero primero, mi más profundo agradecimiento a "La gata del la isla que nunca duerme" por sus dulces y felinas palabras.

María Dolores... Que vaina... Hubieras podido escribir el incidente de las jartonas con tono lúgubre (yo lo habría hecho) y decidiste contarlo como algo divertidísimo, como realmente fue. Tal vez el buen humor ajeno no siempre es tolerado, tal vez las ganas de vivir, la madurez, la capacidad de asimilar las cosas de la vida, sean virtudes que se envidien, tal vez, solo tal vez, esta es una forma de pagar esas cuentas cósmicas que se tienen con la vida (uno le hizo pasar un mal rato a alguien en 1248 y hoy ya es hora de pagarlo) y si seguimos con los tal vez, nunca terminamos.

Lo que si tengo claro es que la gente le tira piedras a los árboles solo cuando tienen frutos, acepta esta “ofensa” más bien como un halago, tus frutos son tan aromáticos y jugosos, que a algunos les dan ganas de tirarles piedras de manera gratuita.

María Dolores, en acto de solidaridad, como ser humano, como mujer, como venezolana, quiero invitarte a mi recién estrenado blog, en el cual incluiré tu blog como uno de mis favoritos.

http://paladar-inteligente.blogspot.com/

Cariños solidarios

MEG dijo...

Así es NO JODA, estoy 100% con voce, pero, crees que pudiera estar en algún otro lado?, Lo que no entiendo es cómo que demasiada explicaciòn noble y culta para tanta bajeza y brutalidad. Pero bueno digamos , que coño, bien!!!!!!!!!!!!!!!!!!!

MANUELA dijo...

OJALÁ LA TAL MANOLI QUE ME DICE GORDA LA ATROPELLE UN COCHE Y SE DESTRIPE POR EN MEDIO DE LA CARRETERA; ME ENCANTARÍA, Y ES MÁS, TODOS LOS DÍAS REZO PARA QUE ESTO SUCEDA

Anónimo dijo...

DESEO BORRARME DE SER USUARIO DE BLOGGER